Pecsa invertirá en dos terminales de almacenamiento

Invertirán más de US$ 55 millones en terminal de Mollendo, que se prevé comience a operar en el 2019. En terminal de Conchán destinarán US$ 80 millones, y estaría listo en el 2020.

Con el fin de solucionar en el país el problema de almacenamiento y abastecimiento de combustibles, Pecsa apuesta por incursionar en el negocio de terminales de almacenamiento, a través de la empresa logística vinculada Monte Azul. Así, el presidente del directorio de Pecsa, Pedro Martínez, adelantó a Gestión que planean invertir más de US$ 135 millones en dos terminales de almacenamiento, uno en Mollendo (Arequipa), y otro en Conchán (Villa El Salvador, en Lima).

“La infraestructura en el país de los terminales de almacenamiento no ha crecido en infraestructura de acuerdo a la demanda. Y cada vez que hay problemas de oleajes anómalos se cierran los puertos y los buques no descargan. Todo esto genera sobrecostos en el mercado”, señaló a este diario.

En el nuevo terminal de almacenamiento de combustibles líquidos de Mollendo invertirán más de US$ 55 millones. “Será el primer terminal independiente en construirse después de 50 años. Contará con 90,000 metros cuadrados, y abastecerá a la macrorregión sur.

Entre sus principales servicios estará brindar almacenamiento a terceros, y apunta a mejorar la distribución de combustibles en la zona sur del país”, dijo. El proyecto ya cuenta con el estudio de impacto ambiental (EIA) aprobado, y su construcción se iniciará en el primer trimestre del 2018. Se prevé que las operaciones inicien en el tercer trimestre del 2019. El terminal contará con una capacidad máxima de 1’100,000 barriles . Actualmente, el proyecto se encuentra en etapa de recepción de propuestas financieras, dijo.

Segundo almacén

En el caso del terminal de almacenamiento de Conchán (Villa El Salvador), de GLP y combustibles líquidos (diésel, gasolina, biocombustibles), la inversión ascenderá a alrededor de US$ 80 millones, y se prevé que esté operativo en el segundo semestre del 2020. Se estima obtener el EIA respectivo en el plazo de un año. “Después de 17 años se construye un terminal de almacenamiento de GLP en el país, y ya era necesario. En el sur falta capacidad de almacenamiento. Si se tiene que abastecer la zona sur o la zona centro del país se tiene que atravesar todo Lima, generando más costos”, indicó.

Cifras y datos

Contrato. Sacyr Fluor obtuvo la buena pro del terminal de almacenamiento de Mollendo. Estaciones. Al cierre del año sumarán 10 estaciones de servicios. Así, sumarán en total 412. Crecimiento. Pecsa prevé crecer 8% en facturación este año con respecto al 2016.

En corto

Otro negocio. Pecsa sigue con la intención de buscar que sus estaciones de servicio de provincias puedan acceder a regasificar el gas natural comprimido (GNC) y el gas natural licuado (GNL), y expenderlos como gas natural vehicular (GNV). “Esto en la medida que el operador desarrolle GNL y GNC. Y que las condiciones y los precios sean los adecuados”, dijo Pedro Martínez.