Jeremy Nixon de ONE admite errores y revela estrategia de recuperación

El CEO de Ocean Network Express (ONE), Jeremy Nixon admitió esta semana frente a un grupo de inversionistas en Japón que “subestimó el requisito de recursos de lanzamiento inicial” en abril, lo que resultó en una pérdida significativa de negocios y un impacto negativo de US$400 millones en sus resultados hasta el momento y donde se habla que podrían alcanzar los US$600 millones netos en su primer año.

Se prometió que los ahorros de costos por sinergia serían del orden de US$1 mil millones por año a partir de la fusión de los negocios de contenedores de los grupos japoneses K LineMOL y NYK.

Errores

La causa principal del desastroso lanzamiento fue “inevitables desafíos de recuperación”, incluida la falta de personal, la familiarización del personal con los sistemas adoptados de NYK y la “integridad de los datos del sistema”.

El Sr. Nixon explicó que durante el caos del lanzamiento y primeros meses, el personal de reservas y documentación había trabajado los fines de semana y los días festivos en un esfuerzo por eliminar el retraso del lanzamiento.


Reuniones diarias

La alta gerencia realizaba reuniones diarias de crisis para abordar los problemas y se enviaron equipos de “kaizen” (mejora) a todos los centros de operaciones para ayudar a revivir las comunicaciones. Sin embargo, la subestimación bruta de los recursos de ONE y las medidas de emergencia también incluyeron reclutamiento externo.

 

Los clientes leales de los carriers japoneses abandonaron la nueva entidad en masa después del colapso de sus sistemas de reserva y documentación.

De acuerdo con las estadísticas de ONE, la utilización de embarcaciones se redujo a niveles bajo el 70% en las rutas de Asia-EE.UU. y de Asia-Europa a partir de factores de carga individuales anteriores de más del 90%.

Los operadores rivales, dentro y fuera de la alianza de ONE, aprovecharon la oportunidad.
Alphaliner dijo recientemente que CMA CGM y Cosco habían sido los mayores beneficiarios en el transporte transpacífico y en Asia a Europa, el crecimiento de Hapag-Lloyd fue sólido como la línea principal de THE Alliance.

Además, ONE “no pudo cobrar todos” los cargos de detention y demurrage en los primeros seis meses, lo que los obligó a pagar alquiler de muelles y otros cargos adicionales de alquiler de contenedores  y para el equipo arrendado en las terminales de todo el mundo.

Estrategia de Recuperación


ONE se “levanta” Foto: Port Technology

El plan de recuperación de ONE se ha dividido en “grupo 1”consiste en la “recuperación de caídas” en sus principales áreas comerciales y el “aumento de la recolección de demurrage y detention”.

Para el próximo año, dijo, el “plan de acción del grupo 2 hacia la reestructuración” incluirá la optimización de la cartera de carga, la optimización producto, la organización y los efectos sinérgicos.

Afortunadamente, los niveles de utilización han regresado a más del 90% en las operaciones transpacíficas de Asia y Europa, y la administración de la compañía puede dirigir su atención al despliegue de los contratos 2019, que incluirán su nueva aplicación BAF flotante.

Fuente: the loadstar / Foto: logistic manager, via MasContainer