El PBI del Perú creció 1.58% en enero, la cifra más baja en 13 meses

En enero destacó el perfomance de los sectores de comercio, telecomunicaciones, transporte, agropecuario, alojamiento y restaurantes.

El INEI informó que el PBI de enero creció 1.58% con relación al mismo mes del año anterior, lo cual significó un crecimiento continuo de 114 meses. Sin embargo, este resultado fue el más bajo desde diciembre del 2017, cuando el PBI mensual alcanzó una expansión de 1.44% interanual. Así, el desarrollo de la actividad económica, desde febrero del 2018 hasta enero del 2019, alcanzó un crecimiento de 3.88%.

Entre los sectores que más crecieron en enero, están electricidad, gas y agua, con 5.35%; administración pública, con 4.96%; telecomunicaciones, con 4.9%; alojamiento y restaurantes, con 4.43%; financiero y seguros, con 4.38%; y agropecuario, con 3.54%.

Por otro lado, los sectores que demostraron un desarrollo negativo fueron pesca, con -31.33%; manufactura, con -5.64%; y minería e hidrocarburos, con -1.26%.

Los que crecieron
Así, el sector de electricidad, gas y agua registró en enero un crecimiento interanual de electricidad de 5.23%; el índice de gas tuvo una expansión de 43.47%; y el agua aumentó 1.49%. Mientras que el sector de telecomunicaciones explicó su expansión gracias al servicio de telefonía, que creció en 6.59%, y los servicios de internet y televisión por suscripción, que tuvieron un aumento de 4.56%.

Del mismo modo, el sector de alojamiento y restaurantes explicó su crecimiento gracias al “buen desenvolvimiento de los negocios de pollerías, comidas rápidas, restaurantes, chifas, comida criolla, heladerías y carnes y parrillas”. El grupo de restaurantes reportó un aumento de 4.44%, mientras que las actividades de servicios de bebidas crecieron 5.81%, debido a la mayor actividad de cafeterías, juguerías y bar restaurantes.

El sector financiero y seguros creció debido al incremento de los créditos, los cuales aumentaron en 7.01%. Así, los créditos de consumo se incrementaron 10,64%. Esto se explicó por el aumento de los créditos adquiridos bajo la modalidad de tarjetas de crédito (11,13%) y los préstamos no revolventes (10,33%). Sin embargo, los préstamos para adquisición de autos tuvieron un desempeño negativo de -6,81%.

Los créditos hipotecarios para vivienda otorgados por la banca registraron un aumento de 7,42% y fueron impulsados por los créditos en moneda nacional, que crecieron en 11,12%. Por otro lado, el número de nuevos créditos hipotecarios para vivienda se contrajo en -2,87%.

El sector agropecuario tuvo un buen desempeño gracias al desarrollo del subsector agrícola, el cual creció 2.46%. Así, la producción de mango aumentó en 48.18%; la de uva en 11.37%; el cacao en 33.27%; los espárragos en 5.53%; el plátano en 7.77%; y la alfalfa en 7.83%. Esto se explicó por las condiciones climáticas favorables (temperaturas normales) en algunas regiones del país, según informó el INEI.

Los que bajaron

Por otro lado, el sector pesca registró una disminución debido al menor desembarque de especies de origen marítimo para consumo humano industrial (-31.08%), entre las cuales están la harina y el aceite de pescado. Sin embargo, la pesca destinada al consumo humano directo creció en 3.21%. La pesca continental tuvo un desempeño de -16.76%, debido a la menor captura de trucha para la preparación de congelado, curado y fresco.

Asimismo, el sector manufactura explicó su desarrollo negativo debido a la reducción del sector fabril primario con -27.51%. Éste se vio afectado por la menor fabricación de productos primarios de metales preciosos y otros metales no ferrosos (-46.22%). Asimismo, el sector fabril no primario creció en 3.49%.

El sector de minería e hidrocarburos tuvo una reducción como consecuencia del desempeño negativo de la minería metálica, con -1.36%. Ésta concentró una menor producción de hierro (-39.10%), oro (-9,40%), plata (-14,03%), zinc (-7,83%) y molibdeno (-9,55%), debido a “menores tonelajes tratados y la paralización temporal de algunas minas, y agotamiento de algunas reservas”, según explicó el INEI. Sin embargo, el cobre tuvo un crecimiento de 6.73%, el plomo de 6.63% y el estaño de 20.39%.

Del mismo modo, la producción de hidrocarburos decreció en -0.74%, la cual estuvo afectada por la menor explotación de petróleo crudo (-21.78%). Aunque el gas natural tuvo un aumento de 15.61% y los líquidos de gas natural crecieron en 4.06%.