Agentes marítimos se reunirán con el Gobierno para despejar dudas sobre la plataforma abierta de tarifas, rutas y frecuencias

Con diferencias mayores que los simples matices, las compañías marítimas –principalmente del mercado liner, es decir, las que ofrecen servicios regulares de contenedores en la Argentina– plantearán el próximo martes 30 sus inquietudes respecto de los procedimientos para cumplir con la decisión oficial de “transparentar” el mercado a partir de la publicación de las tarifas máximas por todo servicio ofertado.

El Gobierno instrumentó para tal fin una “plataforma” donde tanto los armadores como los puertos deberán cargar las tarifas máximas que perciben -con la posibilidad de actualizarlas cuantas veces quieren e incluso cobrar menos de lo allí publicado, pero no más- que estaría disponible a partir del 1° de mayo.

No está listo

No obstante, desde el Centro de Navegación, institución que agrupa a los agentes marítimos argentinos que representan a las compañías marítimas extranjeras ante el Estado nacional, señalaron que el trámite a distancia (TAD) necesario para poder darse de alta no está listo.

La entidad remitió una carta al titular de la cartera, Mariano Saul, a propósito del TAD para la “Actualización nacional de servicios de armadores y agentes marítimos y fluviales” establecido por la disposición 13/2019 de la Subsecretaría.

En su articulado, la norma prevé que las empresas que operen tráficos regulares en puertos argentinos estarán obligadas a partir del miércoles próximo a informar no sólo tarifas, sino rutas, frecuencias y “calidad del servicio”.

Desde el Gobierno, en cambio, aseguraron a Trade News no sólo que el TAD está listo, sino que la reunión del próximo martes será, justamente, para mostrarles una demostración de cómo funciona.

Y sostuvieron que a partir del 1° de mayor “tienen 15 días” para cargar la información. “Es muy simple”, indicaron.

Casas matrices

Durante una reunión el 6 de marzo, el Gobierno había indicado que entonces no estaba listo el protocolo con la información que requeriría el TAD para formalizar los datos solicitados. Y se acordó entonces generar un nuevo encuentro.

Por tal motivo, y ante la inminencia de entrada en vigor -y la fallida nueva reunión necesaria para “clarificar con las casas matrices del exterior la factibilidad de disponer de la información” que requiera el TAD- el martes las partes deberían despejar las dudas que persisten.

El contrapunto radica en que mientras el Gobierno avanzó con la elaboración del TAD, desde el Centro de Navegación esperaban poder verlo o conocer los parámetros “antes” de que entrara en vigor.

Y mientras el Centro de Navegación había solicitado una reunión para aclarar, el Gobierno respondió con una invitación a mostrarles la demo de cómo funcionará el sistema.

Fuente : TradeNews